“Se entregó víveres a algunas familias, pero estamos hablando de víveres de un valor de unos G. 50.000 o G. 150.000, que no duran ni una semana

AYOLAS. Es sumamente necesaria una mayor y permanente asistencia a las 80 familias del asentamiento Misiones Poty, que perdieron la totalidad de sus cultivos y están comenzando a perder sus animales vacunos y avícolas.

e994b caminos anegados en misiones poty 708 573 1499791

     Piden más asistencia en Ayolas


El director de la Escuela Básica “Alejandro Falcón Escobar”, Prof. José Benítez, dijo que necesitan de mayor asistencia en el distrito. Señaló también que, a causa del fenómeno climático, la deserción escolar es del 75% en la comunidad.

El docente indicó que en el asentamiento Misiones Poty viven muchas familias muy humildes, como en cualquier otro asentamiento, y que en este caso están pasando por muchas necesidades a causa de la pérdida del 100% de sus cultivos de mandioca, maíz, batata, poroto y hortalizas, que era el único recurso económico que tenían para poder subsistir.
Además, el 60% de las familias tienen sus casas inundadas, motivo por el que debieron abandonarlas para refugiarse en viviendas de familiares o de vecinos. Dijo además que recibieron asistencia en el área de salud por parte de la Gobernación de Misiones, que dejó un importante lote de medicamentos en stock, pero que la necesidad no se acaba con la colaboración médica.
El intendente de Ayolas, Carlos Duarte (ANR), también repartió a algunas familias kits de productos alimenticios. “Se entregó víveres a algunas familias, pero estamos hablando de víveres de un valor de unos G. 50.000 o G. 150.000, que no duran ni una semana, cuando las necesidades son mucho más grandes”, expresó Benítez.
Agregó que las asistencias deben ser mayores y para todos, porque las necesidades no van a terminar de un día para el otro, ya que las personas perdieron todos sus cultivos y ya están por consumir todos sus animalitos, como gallinas, patos y cerdos porque ya no tienen qué comer.
“Acá hay muchas necesidades; no porque la Gobernación traiga unos dos kilos de víveres ya es suficientes. Acá hay muchas necesidades y será por mucho tiempo”, agrego.
Por otro lado, el educador comentó que la mayor pérdida que se tiene en el lugar es la deserción escolar, que llega al 75% aproximadamente, después de comenzar el año lectivo con 75 alumnos, ya que los padres de los alumnos que vienen de Estero Bellaco optaron por no enviar más a sus hijos porque deben cruzar por caminos inundados que les llegan hasta la cintura. 
“La falta de escolaridad es nuestra mayor pérdida, porque la mayoría de los alumnos que vienen de Estero Bellaco, barrio San Antonio, deben pasar por agua para poder llegar, y los padres, para evitar que sus hijos se enfermen o sufran algún tipo de accidente, ya no les envían más a la escuela”, comentó.
Por Miguel Rodríguez,

Entradas relacionadas

Deja un comentario